lunes, 10 de octubre de 2016

Anuncian seminario sobre violencia y medios de comunicación



Por Jesús E. Muñoz Machín

Invisible para muchas personas y aun poco estudiada en las academias, la violencia simbólica vuelve a ser motivo de análisis y reflexiones en una nueva edición del seminario Violencia de Género y Medios de Comunicación, que se efectuará del 24 al 28 de octubre, en el Instituto Internacional de Periodismo José Martí, en la capital cubana.
La convocatoria difundida precisa que las inscripciones para el evento todavía se mantienen abiertas para profesionales de la comunicación de América Latina y el Caribe, así como de otras regiones del mundo.

Como explica la información divulgada por el equipo organizador del curso de capacitación, la violencia simbólica “es una agresión en sí misma y a la vez actúa como normalizadora de los mitos que sostienen las otras formas de violencia machista”.

De igual modo, “es fenómeno que impacta a nivel individual y en los imaginarios colectivos”, refiere el texto.

En el concepto contexto cubano suele aludirse el concepto acuñado por la comunicadora Isabel Moya Richard, quien define la violencia simbólica como “el tratamiento sexista de las imágenes y representaciones sociales de lo femenino, la invisibilización de las voces y problemáticas de las mujeres en los medios de comunicación y las industrias del ocio y el entretenimiento”.

Según la catedrática, las expresiones más comunes pueden encontrarse en la publicidad y los videos clips, con patrones comunes como la utilización del cuerpo de las mujeres como objeto de deseo, la fragmentación del cuerpo al mostrar solo las partes erógenas, así como situarlas en dos polos: mujer dócil o mujer salvaje.

El programa del seminario Violencia de Género y Medios de Comunicación incluye conferencias, talleres y paneles con especialistas de alto reconocimiento académico y en los que se emplearán metodologías participativas.

Además, el espacio formativo permitirá realizar un recorrido por las definiciones de la violencia hacia las mujeres y las niñas por razones de género, abordar la trata de personas y mostrar ejemplos de buenas prácticas en medios de comunicación cubanos y foráneos.