miércoles, 22 de febrero de 2017

No a violencia contra la mujeres desde la Comunidad




Por Rosmerys Bernal Piña

Una experiencia piloto de atención integral a la violencia contra las mujeres en el ámbito comunitario comenzó en el Taller de Transformación Integral del Canal, en el municipio Cerro, en La Habana.

Una de las organizadoras principales del proyecto, la Profesora de Sociología de la Universidad de La Habana, Magela Romero, explicó que con esta iniciativa se insiste en potenciar el accionar de los actores locales para la prevención de la violencia, desde la comunidad.

Esta experiencia tiene el objetivo de capacitar a los diferentes actores de la comunidad, dígase una cantante sobreviviente de violencia, coordinadores del equipo de VIH-SIDA, el jefe de sector, una oficial del Departamento Técnico de Investigaciones, DTI, trabajadores de educación, cultura, del Centro de Higiene y Epidemiología, del gobierno del municipio, del taller comunitario, un educador popular, el secretario del partido, miembros de la Federación de Mujeres Cubanas, FMC, entre muchas otras personas que participaron en este primer encuentro. De manera que se pueda crear un grupo para que puedan tratar mejor el tema de la violencia y puedan ofrecer un mejor servicio, en educación, prevención y ayuda, a las mujeres del territorio.
El proyecto está coordinado de manera conjunta entre la Universidad de La Habana, el Grupo de Reflexión y Solidaridad Oscar Arnulfo Romero, OAR, y los Talleres de Transformación Integral del Barrio, y es auspiciado por la Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación, Cosude.

La Profesora, Magela Romero nos explica que desde hace varios años trabaja el tema de capacitación de actores sociales para la prevención de la violencia hacia la mujer; sin embargo, en esta ocasión el objetivo es crear un grupo de apoyo, de manera que tengan incidencia directa en la comunidad y resultados concretos al aplicar las herramientas de las que se apropien en cada encuentro.

Los talleres se realizarán en tres módulos, pero el proyecto durará todo el año; tiene el propósito de extenderse a otros territorios de la capital, de acuerdo a las experiencias y características de cada lugar; y en un futuro, pretenden llegar a todas las comunidades del país, agregó la líder del proyecto “Experiencia piloto de atención integral a la violencia contra las mujeres en el ámbito comunitario”.